lunes, 2 de julio de 2007

inspirado en un elevador roto






Primer piso.

El discrimen es el sustantivo de discriminar que según el Diccionario de la Real Academia significa: ‘Seleccionar excluyendo. Dar trato de inferioridad a una persona o colectividad por motivos raciales, religiosos, políticos, etc.’ De eso se trata esto, nadie que alegue lo contrario dice la verdad, en esta controversia se está seleccionando a un sector socioeconómico y se intenta, inclusive de manera ilegal, de excluirlos del área. De eso se trata esto, se les está dando un trato de inferioridad a una comunidad pobre por motivos discriminatorios. Los argumentos esgrimidos son pueriles al grado de rayar en lo ridículo. ¿Cuántos edificios de mayor edad existen que logran sobre poner las limitaciones estructurales y resolver las deficiencias que les ocasiona el pasar de los años? Habrá algún historiador, antropólogo, ingeniero estructural o arquitecto que conteste esta interrogante. Es fácil, si la edad, si los estragos del pasar de los años fuese un adversario invencible, señores habrían que cerrar e implosionar tres cuartas partes de Europa. La diferencia es el poderoso Don Dinero y sus triquiñuelas para poder hacer de las suyas, asistido por agencias gubernamentales serviles. Hubo quien dijo en algún momento, hay ese viejo teatro está lleno de ratones y huele mal, total donde está sería mejor implosionarlo y construir algo que verdaderamente engalane la entrada al Viejo San Juan, tuvo su coro de seguidores y el Teatro Municipal de San Juan, hoy Teatro Tapia, estuvo en peligro de perderse. Ahh, pero ese es un legado arquitectónico y cultural. ¿Y qué del legado humano de familias humildes luchando por echar pa’ lante..?


Segundo piso.

¿Y qué del legado humano de familias humildes luchando por echar pa’ lante..? Hay quienes envalentonados por teorías reformistas plantean que edificios de tanto o más cuántos pisos no son aptos para proyectos de vivienda para familias de escasos recursos y es que no se ponen de acuerdo con los que plantean la necesidad de buscar alternativas al desparramamiento urbano ni con los ambientalistas, ni siquiera con planificadores que parecen no haber encontrado el libro de texto que demuestre que dicha teoría de los tantos pisos implican tener tantos dineros. Ahh, pero imagínate eso significa que tengan ascensores lo cual sin dudas debe ser prohibido para los pobres. Y en mi mente me imagino los niveles de escándalo y revuelo que ha ocasionado por épocas que las gentes todas hayan querido tener nevera, imagínate. Nada, puro discrimen, puras teorías tontas para disimular los verdaderos planes de erradicar a los pobres de sectores donde hay quienes piensan hacer millones construyendo para los que hacen miles.


Tercer piso.

Nada, puro discrimen, puras teorías tontas para disimular los verdaderos planes de erradicar a los pobres de sectores donde hay quienes piensan hacer millones construyendo para los que hacen miles. Y el coro de gente pidiendo que castiguen a gente por situaciones pasadas no se hace esperar. Claro que así la justicia, que castigáramos al presente por lo sucedido en el pasado los negros tendrían bastante que exigirle a los blancos por los siglos de esclavitud y ni hablar de los descendientes de los taínos reclamando por el genocidio que provocaron los españoles. Nadie ha alegado que Las Gladiolas era el Jardín del Edén, pero tampoco Barrio Obrero, Villa Palmeras, los barrios Venezuela y Buen Consejo, casi todos los residenciales, en fin todas las zonas en donde coinciden la pobreza, la falta de oportunidades, la inatención adecuada del gobierno y si, las manifestaciones de la delincuencia. Pero ¿verdaderamente alguien cree que la mayoría de las familias de escasos recursos gustan de la vida delictiva? Pues hay está, el discrimen.


Cuarto piso.

¿de qué se trata..? Sencillo. Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios; tiene asimismo derecho a los seguros en caso de desempleo, enfermedad, invalidez, viudez, vejez u otros casos de pérdida de sus medios de subsistencia por circunstancias independientes de su voluntad. Toda persona tiene derecho a la educación. La educación tendrá por objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana y el fortalecimiento del respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales; favorecer la comprensión, la tolerancia y la amistad entre todos los grupos étnicos o religiosos, y la paz. Toda persona tiene derecho a tomar parte libremente en la vida cultural de la comunidad, a gozar de las artes y a participar en el progreso científico y en los beneficios que de él resulten. Toda persona tiene deberes respecto a la comunidad, puesto que sólo en ella puede desarrollar libre y plenamente su personalidad. Esto es no discriminar y punto.