lunes, 25 de abril de 2011

epigrama marino #2



(Para quienes saben quiénes son y hacia dónde quieren ir aunque de repente se extravíe la brújula y desciendan las sombras de la bruma arropándote de dudas mudas y rudas...)

Cuando estas en la playa un día ventoso, no logras ver solo las velas a la distancia, no ves las olas que se estrellan contra las naves, no ves los giros que da el timonel, no ves la proa zambullir para luego sacar la cara con un salto mientras estalla el agua, no ves a los marineros agarrados de las cuerdas y de sus esperanzas, y por ratos hasta desaparece, parece ser, el barco como si se lo tragara el mar para luego emerger esa vela aguerrida que azota contra el palo en una danza frenética, tras la tormenta, la calma, ironía que es en esa lucha cuando más rápido se navega...

...el oleaje es fuerte pero la barca de madera es fuerte, las velas danzarinas y los marineros arriesgados...


anotación de la bitácora urbana:

...si te sirve de algo busca siempre analogías que son como mapas con secretos inscritos en claves que puedes descifrar con el alma...