domingo, 26 de julio de 2009

DERECHOS HUMANOS: Estados Unidos recupera tiempo perdido


Por Katie Mattern
WASHINGTON, 25 jul (IPS) - El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, firmará una convención a favor de las personas con discapacidades, el primer tratado internacional sobre derechos humanos que suscribe su país en más de una década.

El anuncio fue hecho el viernes al celebrarse el 19 aniversario de la aprobación de la Ley sobre Estadounidenses con Discapacidades (ADA, por sus siglas en inglés). Una vez que el presidente suscriba el tratado, éste será enviado al Congreso legislativo para su ratificación y su posterior promulgación. 

Será el cuarto convenio internacional suscrito por Estados Unidos y el primero en este siglo. 

Obama tiene previsto firmar la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidades (CDPD) la próxima semana cuando visite la sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Nueva York. 

Organizaciones de la sociedad civil nacionales e internacionales aplaudieron el compromiso de Obama con los derechos humanos. 

"Es un gran día para los derechos de las personas con discapacidades y un avance para el movimiento de derechos humanos de Estados Unidos", señaló el director de la Unión por las Libertades Civiles Estadounidenses (ACLU), Jamil Dakwar. 

"Con la firma de la CDPD, Obama colocará de vuelta a Estados Unidos en el camino de la promoción y la defensa de los derechos humanos en el ámbito nacional e internacional", remarcó. "Este es un país muy importante como para quedar al margen de un asunto tan vital". 



La organización de derechos humanos Human Rights Watch (HRW), con sede en Nueva York, también aplaudió la decisión de Obama y consideró que el convenio internacional contribuye a la plena inserción social de las personas con discapacidades. 

"Es un gran triunfo para las personas implicadas y para los activistas que trabajaron duro para lograrlo", señaló Joe Amon, director del programa de derechos humanos y salud de HRW. 

La CDPD fue adoptada por la Asamblea General de la ONU en 2006 y abierta a la firma de los estados miembros el 30 de marzo del año siguiente. Fue suscrita enseguida por 82 países. En la actualidad, 140 naciones la firmaron y 61 la ratificaron. 

Los signatarios del tratado deben prohibir toda forma de discriminación contra las personas con discapacidades y "promover la accesibilidad y el trabajo" para garantizar su pleno goce "de los derechos sociales, económicos y culturales", según la ACLU. 

La CDPD tiene ocho disposiciones centrales que incluyen la prevención de la discriminación, la accesibilidad, el derecho a la educación, a la salud, a la participación y al voto. 

Estados Unidos es uno de los pocos países que no ha suscrito el convenio y el único de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN). 

Al ser consultados sobre su decisión de no firmar el tratado en 2006, funcionarios del gobierno de George W. Bush (2001-2009) respondieron que la ADA "es la ley que mejor protege los derechos de los discapacitados en el mundo". 

"Creemos que la forma más constructiva de proceder es que cada país persiga este objetivo mediante medidas concretas locales", añadieron. Aun así participaron en las negociaciones. 

"Durante casi una década, Estados Unidos quedó afuera de los nuevos tratados que se negociaban y de los existentes que ganaban apoyo internacional", indicó Amon, de HRW. "Con la firma de la CDPD, este país comienza a reafirmar su liderazgo internacional en materia de derechos humanos". 

Con ésta decisión, Obama cumple una promesa electoral. 

"La firma de la CDPD favorecerá un enfoque más enérgico e integral en Estados Unidos que permitirá hacer frente a las miles de injusticias que sufren las personas con discapacidades", subrayó James Felakos, de ACLU. 

Burkina Faso y Haití se convirtieron el jueves en los últimos países en firmar la CDPD. 



El tratado protege los derechos de unas 650 millones de personas con discapacidades, que constituyen 10 por ciento de la población mundial y la minoría más grande del planeta. 

La cifra aumenta permanentemente con el crecimiento de la población mundial y su envejecimiento, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), lo que vuelve más significativa la firma de Estados Unidos. 

El Protocolo Facultativo de la Convención fue suscrito por 83 países. Éste abre la posibilidad de denunciar ante el Comité sobre los Derechos de las Personas con Discapacidades, de 18 miembros, violaciones a la CDPD después de haber agotado todos los recursos nacionales. 

El tratado contribuyó a cambiar la percepción sobre las personas con discapacidades, señaló Jorge Ballestero, vicepresidente del comité especial que redactó durante cuatro años la Convención antes de que fuera adoptada por la Asamblea General, el 13 de diciembre de 2006. 

"Antes de la Convención, la discapacidades solía ser considerada una enfermedad, pero ahora nos damos cuenta de que es una interacción entre cierta condición y la sociedad", explicó. "Ésta debe ayudar a eliminar la discapacidades mediante la accesibilidad, la no discriminación, la protección y el respeto de los mismos derechos para todos". 

La comunidad internacional ansiaba que Estados Unidos suscribiera los tratados de derechos humanos para que su papel en la materia fuera más importante en el concierto mundial. 

"Nada pudo ser más significativo para la celebración por la ADA, una de las leyes más importantes en materia de derechos civiles, que el anuncio del presidente Obama", subrayó Deborah J. Vagins, de ACLU. 



"Todas las personas, en Estados Unidos y en el mundo, merecen igualdad de oportunidades, independencia económica y una plena participación en la sociedad", remarcó. 

http://www.ipsnoticias.net/nota.asp?idnews=92828